Banner 970x250

Incertidumbre radical en las finanzas: por qué las finanzas modernas continúan fallando

Radical Uncertainty in Finance Why Modern Finance Keeps Failing 2 investing español, noticias financieras


Banner 564x300

Las consideraciones comerciales han llevado a transacciones financieras durante miles de años.

Las tasas de interés, y sus molestias, también jugaron un papel clave para los antiguos griegos. La contabilidad de doble entrada tiene un largo historial y se convirtió en una práctica común hace más de 500 años en la Italia del Renacimiento. Así como el martillo y la paleta eran las herramientas esenciales del albañil, también lo eran el cálculo de intereses y la contabilidad de partida doble para el financiero y el inversor.

Entonces, como ahora, la incertidumbre era omnipresente en las finanzas y la inversión y se requería sentido común para navegar. Las personas han aprendido a diferenciar sus inversiones como un medio para reducir el riesgo de pérdidas relacionadas con la incertidumbre. Esto significó mantener reservas de efectivo y otros activos "seguros" para amortiguar el impacto de eventos adversos inesperados.

Pero durante el siglo pasado, el enfoque comercial y de sentido común de las transacciones financieras y la incertidumbre ha caído en desgracia. Los economistas intervinieron y marcaron el comienzo de una nueva era.

Botón de suscripción

¿Una nueva era o un nuevo error?

A principios de la década de 1950, un estudiante de doctorado de la Universidad de Chicago llamado Harry Markowitz presentó un artículo con un procedimiento matemático para minimizar el margen de fluctuación (la volatilidad) de una cartera de inversiones diferenciando hábilmente entre actividades individuales.

La contribución esencial de Markowitz fue aplicar a la inversión la teoría de la probabilidad desarrollada en torno a las mesas de juego de la Francia del siglo XVII. Reemplazó el enfoque comercial por uno científico que pretendía transformar la incertidumbre en riesgo medible.

Con este fin, Markowitz ha redefinido el riesgo. En lugar de la noción tradicional de potencial de pérdida, el riesgo se ha transformado en la volatilidad de los rendimientos en una cartera de inversiones. Y Markowitz también planteó la hipótesis de que la distribución aleatoria de precios financieros podría describirse con la conocida distribución normal gaussiana.

Con el nacimiento de la teoría de cartera moderna (MPT), Markowitz no solo abrió un nuevo campo de investigación, las finanzas modernas, para la economía, sino que también revolucionó los mercados financieros. William F. Sharpe, John Lintner y Jan Mossin pronto desarrollaron el modelo de fijación de precios de activos de capital (CAPM) y lo aplicaron a la valoración de inversiones individuales basadas en todo el mercado.

Entonces, a principios de la década de 1970, la hipótesis del mercado eficiente (EMH) de Eugene Fama afirmaba que los precios financieros reflejan toda la información disponible y la teoría de precios de opciones de Fischer Black, Myron Scholes y Thomas Merton era creado e integrado en Modern Finance.

Anuncio de periódico de analistas financieros

Las finanzas modernas han pasado de la teoría a la práctica más rápido que casi cualquier otro campo de la economía. No mucho después de la publicación de la teoría de precios de opciones, por ejemplo, Texas Instruments desarrolló una calculadora programada con la fórmula.

La teoría de la cartera de Markowitz inspiró el desarrollo del mercado de bonos basura, el modelo de valor en riesgo (VaR) para la gestión del riesgo (y la regulación financiera) y las infames obligaciones hipotecarias garantizadas (CMO) y las hipotecas de alto riesgo asociadas.

El CAPM ha moldeado el pensamiento y el vocabulario de los actores del mercado financiero. EMH proporcionó la base teórica para el cada vez más popular fondo cotizado en bolsa (ETF).

El espejismo de las finanzas modernas

Pero el enorme edificio de Modern Finance, el "superyó" de la industria financiera, está construido sobre arena. Su fundamento es la ilusión de que la incertidumbre radical que impera en nuestro vasto, complejo y desordenado mundo puede ser comprendida y explotada a través de los riesgos calculables de un modelo pequeño, simple y racional.

Que la ilusión persista a pesar de una amplia evidencia convincente y abrumadora es quizás el logro singular de Modern Finance. El sector financiero, impulsado por Modern Finance, ha generado regularmente crisis financieras, grandes y pequeñas. La caída del mercado de bonos de 1994, por ejemplo, hizo estallar los modelos de gestión del riesgo VaR que se habían introducido poco antes. La crisis financiera mundial de 2007 y 2008 provocó una repetición en CinemaScope.

El legendario fondo de cobertura Long-Term Capital Management colapsó a fines de la década de 1990 debido a la excesiva dependencia de la teoría de precios de opciones. Además, es posible trazar una línea recta desde el MPT, que proporcionó la base teórica para las OCM, hasta la crisis financiera mundial.

Anuncio propio para finanzas conductuales: la segunda generación

La historia de las finanzas en las últimas generaciones, con sus burbujas de punto com, lunes negros y grandes recesiones, muestra lo cerca que estamos de superar la incertidumbre. No estamos más cerca de curarlo que el resfriado común.

Por eso debemos rechazar el espejismo de los proyectos de Modern Finance en el mercado y relanzar un enfoque de sentido común ante la incertidumbre.

Si te ha gustado esta publicación, no olvides suscribirte a Inversor emprendedor.


Todas las publicaciones son la opinión del autor. Como tales, no deben interpretarse como asesoramiento de inversión, ni las opiniones expresadas reflejan necesariamente las opiniones del CFA Institute o del empleador del autor.

Crédito de la imagen: © Getty Images / Jeffrey Coolidge

0269373083f85f5bbba2da669505caec?s=200&d=blank&r=pg investing español, noticias financieras

Thomas Mayer, CFA, PhD

Thomas Mayer, CFA, PhD, es el director fundador del Instituto de Investigación Flossbach von Storch. Antes de esto, fue economista jefe del grupo Deutsche Bank y director de DB Research. Mayer ocupó cargos en Goldman Sachs, Salomon Brothers y, antes de unirse al sector privado, en el Fondo Monetario Internacional (FMI) y el Instituto de Kiel. Recibió un doctorado en economía de la Universidad de Kiel en 1982. Desde 2003 y 2015 es respectivamente titular del CFA y profesor honorario en la Universidad de Witten-Herdecke.

Banner 564x300

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir

En nuestra web usamos cookies, si continúas navegando entendemos que las aceptas. Mas info